miércoles, 18 de septiembre de 2013

Terapia con símbolos y arquetipos en hipnosis. Sanar con escenarios simbólicos en terapia regresiva. Lugo.

Una de las formas más creativas y potentes de trabajar en regresiones es mediante escenarios y visualizaciones simbólicas y arquetípicas. Estas técnicas, enmarcadas en la psicoterapia transpersonal, se  pueden emplear para tratar prácticamente cualquier tipo de problema emocional, conductual o psicológico.

La forma de trabajar durante estas experiencias sanadoras es sencilla y muy estimulante. Se comienza induciendo el estado habitual de relajación hipnótica en la persona, para luego empezar a visualizarse recorriendo y experimentando un escenario, una situación, o unos arquetipos cargados de significado emocional e inconsciente. Los escenarios están cargados de simbolismo, contenido emocional e imágenes ancestrales que el inconsciente de la persona reconoce y acepta para trabajar en ellos de manera natural y potente. 

Se puede trabajar así situándonos en escenarios como por ejemplo desconocidos laberintos, catedrales góticas, bosques mágicos, templos sagrados... o con personajes como brujas, magos, guerreros, sabios, sibilas, dragones... que evocan sentimientos y conceptos que son universales y muy profundos, y que rápidamente se pueden identificar con situaciones, recuerdos o personas de nuestra vida real, pero sin toda la carga emocional, mecanismos de defensa o rechazos que nos causaría trabajar directamente con ellas.



Lo que ocurre es que, en ese estado de conciencia ampliada que produce la hipnosis se empieza rápidamente a vislumbrar, a liberar, a reconocer y a dar sentido a emociones, pensamientos o guiones de conducta que están afectando a la persona de manera negativa actualmente y que ella no alcanza a comprender o manejar.

Una gran ventaja de este tipo de técnicas es que evita en gran parte los bloqueos o mecanismos de defensa de la persona, y disminuye la carga emocional que conlleva el reconocimiento y liberación de emociones. Es mucho más sencillo trabajar con personajes y situaciones simbólicas que con las situaciones reales. El cambio se produce en su mayor parte a niveles profundos e inconscientes, de manera que al trabajar simbólicamente ya se está empezando a solucionar el conflicto o malestar real. Muchas veces durante el proceso simbólico, y cuando la persona está lista para hacerlo, emergen naturalmente los problemas y conflictos reales, las verdaderas situaciones traumáticas o las personas de carne y hueso que están causando el malestar. Entonces simplemente se continúa trabajando, integrando y asimilando todo lo que sea necesario durante la misma sesión, hasta que esos conflictos o situaciones que han emergido queden bien resueltos.

De esta manera se realiza el trabajo personal y la terapia de manera casi lúdica, interesante y diferente, un trabajo directo con la parte inconsciente, espiritual y creativa que todas las personas tenemos. Como dijo Jung: "El inconsciente no es algo malo por naturaleza, es también la fuente de bienestar. No sólo oscuridad sino también luz, no sólo bestial, sino también espiritual y divino."


Marta Rodríguez Álvarez
Centro ALECÉS
Rúa Círculo das Artes, nº 18. Entresuelo B. Despacho 4.
-Lugo-
Tlf. 633 421 884
marta25@gmail.com
www.facebook.com/psicologalugo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.